Compartir

Un nuevo capítulo del mundial ha finalizado. Esta vez sobre el característico trazado de Le Mans, en Francia. El clima y el asfalto jugaron un papel dominante, como así también las estrategias llevadas a cabo por pilotos y equipos para superar los obstáculos que se iban presentando.

Una vez más, Marc Márquez dominando de punta a punta el fin de semana. Pole position el sábado y primero en la carrera del domingo. Cabe aclarar que fue una tarde mucho más ajustada que la de Argentina, en la cual sacó una diferencia de casi diez segundos a sus más cercanos perseguidores. Aquí en Le Mans tuvo que batallar en las primeras vueltas para mantener la primera plaza pero luego fue afianzándose hasta pasar la bandera a cuadros con casi dos segundos de diferencia por sobre Andrea Dovizioso, quien finalizó en el segundo puesto, y Danilo Petrucci, en tercer lugar.

Valentino Rossi, se ubicó en la quinta posición, detrás del australiano Miller. La victoria le está siendo esquiva al italiano, su más ansiado anhelo para este año.

A la alegría de Marc, se le sumó la victoria del hermano Alex, en Moto2, lo que terminó de coronar un fin de semana para el recuerdo de la familia Márquez.

El próximo encuentro será nada más ni nada menos que en la tierra de Valentino, en Mugello, Italia. Allí donde il Dottore se crió, se correrá la sexta fecha del Mundial. El clima está dado para que Rossi pelee por llegar a lo más alto del podio, aunque parece cada vez más difícil competirle al 93, quién irá en busca de su cuarta victoria de seis carreras.

Por: Maximiliano Cascasi

No hay comentarios

Dejar una respuesta