Compartir

La jugada que armó Adrián San Miguel recorre el mundo. El portero del West Ham se dio un gusto que quedará en su memoria por siempre: salió del arco, se sacó de encima a gran parte del equipo rival y marcó un verdadero golazo.

Si bien fue un partido homenaje para el capitán Mark Noble, el español cumplió el sueño del pibe. ¡Gritalo!

https://youtu.be/j9DrRr7s_i8

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta