Compartir

Stanislav Kritsyuk, portero del Krasnodar, se vistió de héroe y salvó a su equipo con una fantástica doble atajada: primero con las manos y después con las piernas desde el piso.

Gracias a esa intervención, su club pudo derrotar 1-0 al Mordovia Saransk en la Premier League de Rusia.

Mirá el video: 

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta